Enfermedades cardiovasculares podrían surgir por problemas de salud bucal

Enfermedades cardiovasculares podrían surgir por problemas de salud bucal

Las enfermedades cardiovasculares se relacionan con los problemas de salud bucal como lo es la periodontitis

Colombia.-Los problemas de salud bucal pueden generar enfermedades cardiovasculares, así lo señaló una catedrática de la Universidad Javeriana de Cali en Colombia.

De acuerdo con información expuesta en Medicina y Salud Pública, en entrevista, Sandra Milena Moreno Correa, odontóloga Magister en Ciencias Biométricas, señaló que existe un vinculo estrecho entre la salud oral y las enfermedades cardiovasculares.

La especialistas indicó que dicha relación está en la enfermedad periodental o periodontitis, las cuales afectan las encías y el ligamento que une el diente y el hueso.

Moreno Correo explicó que cuando se registra afectación de este tipo, se genera destrucción del tejido y la pérdida del diente.

Te podría interesar. Cáncer bucal puede confundirse con infección dental

De igual forma señaló que se ha detectado que las bacterias de la enfermedad periodontal pueden migrar por la sangre e instalarse en otros tejidos.

En lo que respecta a las enfermedades cardiovasculares, se registró que dichas bacterias pueden entrar a los vasos sanguíneos y células de las sangre.

La especialista indicó que si llegan a los vasos como lo son las arterias pueden generar inflamación o aprovechar alguna inflamación previa, como en los ateromas.

Un ateroma es una manifestación que se presenta en las arterias y cuando aumenta la cantidad de colesterol de la sangre, por ello la grasa se acumula en cada capa interna del vaso.

Por ello, la odontóloga señaló que esta formación de ateromas pueden ser indicios de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

Para llegar a estos resultados se realizó un estudio con 30 pacientes candidatos a cirugía de remplazo valvular, las válvulas fueron positivas para microorganismos inusuales que se encontraron en la boca de los pacientes.

El estudio no confirma que los microorganismos detectados hayan migrado desde la boca, pero su origen se tiene que es por la contaminación del cepillo dental.