Informe de un habitante lunar

Que en la tierra brincaran de emoción cuando el primer hombre pisó la luna en 1969, no me soprende… lo que me sorprende es que nunca hayan dado importancia a que yo, un habitante terrestre, había llegado antes. ¿Tú sí sabes quién soy?

Te daré una pista, he vivido por siglos en este bello astro y puedes ver mi imagen en luna llena: soy orejón, dientón y saltarín. Sí ya adivinaste, puedes llamarme Conejo Lunático, y también puedes venir a visitarme cuando quieras acá arriba.

Ilustración de Freepik

Pero antes, toma en cuenta los siguientes consejos. Mira que soy fuente confiable, porque a pesar de lunático, he vivido en la luna el tiempo suficiente para conocerla mejor que nadie.

Consejos para visitar la luna

  1. Prepara buenos saltos porque vas a seguir a un conejo, además, tu peso se reducirá demasiado y eso debes aprovecharlo, de 45 kg apenas llegarás a pesar 8 kilos. La luna tiene una sexta parte de la gravedad de la Tierra, así que todo pesa una sexta parte.
  2. Busca otra forma de comunicarte, ya que ni los silbidos o gritos servirán aquí, pues el sonido no existe. Puedes ir practicando el lenguaje de los sordomudos o traer un plumón y papel.
  3. Recuerda venir con traje espacial, ya que las temperaturas son muy inestables, pueden alcanzar durante el día más de 100 grados y durante la noche aproximadamente -150 grados. Tú sangre podría hervir o congelarse.
  4. Trae tu equipo de alpinismo, porque encontrarás magnificas montañas que escalar en la luna, algunas igual de altas que el Everest.
  5. No olvides mantenerte alerta con las sacudidas, pues aquí los temblores están presentes de seis a ocho veces al día, pero descuida, puede ser divertido.
Ilustración por David Poveda

Si sigues estos cinco consejos no tendrás problemas para disfrutar de una aventura en la luna conmigo. Oh, lo olvidaba, carga algunos alimentos encapsulados para no perder más peso de lo que harás con la gravedad.

Artículo escrito por Itzel Chávez. Si quieres leer más artículos como éste, entra a nuestra sección en contramuro o a nuestra página web.