Mujeres morelianas con cáncer, desfilaron para “Moda en Rosa”

Con el fin de fomentar la temprana detección del cáncer de mamá Úneme-Dedicam realizó por cuarta vez el desfile "Moda en Rosa"

Foto: Javier Velázquez/Contramuro

Morelia, Michoacán.- Fueron cerca de ciento cincuenta mujeres las asistentes al desfile que desde hace cuatro años Úneme-Dedicam, realiza para la detección temprana del cáncer de mama.

Todas estaban a la espera que salieran las chicas, mostrando las mejores prendas que Liverpool presentaría para su colección Otoño-Invierno.

La sorpresa se dio, cuando al inicio de este desfile, se anunció la participación de trece majestuosas modelos, las cuales estaban en tratamiento o ya habían superado el cáncer.

De inmediato las porras no se hicieron esperar, por parte de los familiares de esas trece valientes mujeres que mostrarían el coraje que las empujo a salir adelante de esa enfermedad.

Las primeras en salir fueron las trece modelos profesionales, ataviadas con colores de temporada y prendas alucinantes, que a más de alguna espectadora le llamó la atención lanzando el comentario de “tendré que ir por ella”.

Foto: Javier Velázquez/Contramuro

Durante algunos minutos, una tras otra, desfilaban y mostraban faldas largas, short, tacos altos, bolsas grandes y collares discretos, robándose la atención de las mujeres.

El gran show comenzó cuando dos mujeres con sus sin cabello, ni pelucas, salieron al escenario, enfundadas en pantalones negros largos y unas blusas ajustadas en blanco, mostrando a esas mujeres que se encuentran luchando contra el cáncer.

Después se pudieron apreciar a las a mujeres con pelucas y otras más, con su melena rapada, demostrando que la falta de una caballera no las hacía menos guapas y merecedoras de estar en la pasarela.

El grito y furor de las otras mujeres, era grande, mostrando el apoyo a sus amigas, conocidas, hermanas, tías, madres, las cuales les ponían el ejemplo de hacerse la revisión es salvar sus vidas.

Los modelos con colores de temporada continuaron desfilando, azules, morados, el tradicional negro, blanco y por supuesto el rosa.

El aplauso de los asistentes, logró arrancar algunas lágrimas a las participantes, quiénes se sentían orgullosas de decirle a todos, seguimos vivas.

Casi por terminar un de las participantes salió con su cabello totalmente rapado y un vestido con un escote pronunciado, dónde era evidente, faltaba un ceno, esa parte de su cuerpo que no la hace menos mujer, sino al contrario, una mujer valiente y poderosa.

Foto: Javier Velázquez/Contramuro

El desfile término con la aparición de las 26 participantes luciendo vestidos de noche y siendo ovacionadas por las asistentes de pie, dejándoles saber a esas trece modelos, que su lucha, es una lucha de todas.

Foto: Javier Velázquez/Contramuro

Al final se volvió a recordar a las asistentes que pueden acudir a Úneme-Dedicam, ubicado a un costado del Hospital de la Mujer, para hacerles los chequeos y detectar esta enfermedad a tiempo.