Prevalecen salarios bajos y condiciones poco dignas para trabajar de policía, admite SSP

Ratifica SSP conclusión del Mando Único en Michoacán

10 elementos de SSP dados de baja; 17 más en investigación
Foto archivo: Raúl Tinoco/Contramuro

Morelia, Michoacán.- El secretario de Seguridad Pública (SSP), Juan Bernardo Corona Martínez, admitió que en Michoacán nadie quiere ser policía, pues reconoció que prevalecen bajos salarios, pocas prestaciones y la falta de condiciones dignas para su trabajo.

En entrevista, Juan Bernardo Corona admitió que en la entidad no hay interés por laborar como policía, pues expresó, “ayer lo decíamos, los bajos salarios, pocas prestaciones, la no atención a un estado a una situación digna para nuestros policías”.

Sin embargo, aseguró que, en el caso de la Policía Michoacán, se ha trabajado para aumentar los salarios y dignificar las condiciones laborales de los uniformados, pues aclaró, “en eso nosotros sí hemos estado trabajando, hay que incentivar a los jóvenes, para que vean que ser policías es algo digno y decoroso. Nosotros en la policía Michoacán hemos aumentado sueldo”.

A pesar de que el titular de la SSP reiteró que el Ejecutivo de Michoacán ha trabajado para aumentar los salarios a los efectivos, un grupo de éstos y viudas de elementos que han perdido la vida en funciones o por causas naturales, denunciaron que el supuesto aumento salarial consistió en la suma de una compensación que ya percibían, en su nómina, además de revelar que alrededor de 150 familiares de efectivos fallecidos en funciones o por causas naturales, no han percibido el seguro de vida que otorga la dependencia estatal.

Corona Martínez detalló que tan solo cinco de los 113 municipios cumplen con la cantidad de elementos que deben poseer para atender la inseguridad que prevalece en el estado, lo que revela el rechazó de a población para ejercer como policía.

“Son muy pocos municipios, creo que si son cinco son muchos; la situación es compleja”, tras reconocer que el Mando Único dejará de ser la estrategia de combate al crimen, y anunciar que será la coordinación, la directriz del frente contra la delincuencia.

“Lo que pedimos a los presidentes municipales, de manera respetuosa, es que el gobierno lo único que quiere es coordinar acciones con la federación. Aquí, en los municipios, hay unos que tienen que hacer frente, sus condiciones, su programa de seguridad pública municipal, que efectivamente, en estos acuerdos, nos digan en cuánto tiempo van a aumentar su estado de fuerza”, expresó.

Detalló que “ayer se plantearon varios esquemas, se escuchó a los presidentes municipales, se les hizo ver cuál es la responsabilidad de cada nivel y cuáles son las responsabilidades de los municipios, y yo creo que hay muy buen avance. Hoy me reúno con el presidente municipal de Morelia para trazar una ruta directamente con funciones específicas”.

Y añadió, “el Mando Único se terminó, iniciamos una nueva etapa en las condiciones de convenio de coordinación Estado-Municipios para la seguridad pública (…) Acordamos con los coordinadores de los presidentes municipales, establecer coordinación con todos los partidos y los tres independientes que hay”.