Radio Pasillo 01-08-16

El Plan Estatal de Desarrollo Integral 2015-2012  es -a partir de su presentación a la sociedad michoacana- el documento que normará la actuación, las acciones y los programas que instrumentará el Gobierno del Estado que preside Silvano Aureoles Conejo  para validar y cumplir su oferta política de campaña a la gubernatura del estado.

En la vertiente del “desarrollo económico, inversión y empleo digno” precisa el Plan “la construcción de un modelo éxito contempla…..entre otros factores, la erradicación de obstáculos negativos, tales como: la inseguridad, la  corrupción, el clientelismo, etcétera”.

Michoacán se ubica en el lugar 27 dentro del estudio del IMCO de la competitividad estatal, y forma parte de las entidades federativas más rezagadas del país. El Plan no reconoce esta situación. Es -en esencia- una predica de lo que debiéramos ser los michoacanos, pero no define cómo cambiar nuestro entorno.

Dicen los que saben: “Silvano sigue en campaña; no se ha dado cuenta que ya es el Ejecutivo Estatal, y que está a menos de 60 días de cumplir su primer año de gobierno”. La luna de miel que vive cualquier gobernante, o cualquier recién casado, se está acabando. Empezará el tiempo de pagar el costo de gobernar. La semana pasada ha sido demoledora. Solo el fin de semana hubo 10 asesinados vinculados con el crimen organizado. Se suman a las más de 500 víctimas de homicidios dolosos en este primer semestre de Año.

El bloqueo a las líneas  ferroviarias y la quema de vehículos de pasajeros en territorio michoacano, más allá de los efectos económicos inmediatos, generó una percepción de mayor impacto a los inversionistas: “Michoacán no es una buena opción para la Invertir”. El gobierno del estado se concretó a declarar “la prudencia es el único camino razonable para la solución de los problemas”.

Así -murmuran los que saben- se acabó esta vertiente del Plan Estatal de Desarrollo, puesto que dicen una premisa implacable es  “percepción, en política, es realidad”. Esto es, más allá de lo que declare el intrépido e hiperactivo Secretario de Desarrollo Económico, Antonio Soto, los inversionistas ya borraron de su hoja de ruta de inversión a Michoacán, y la realidad de la Zona Económica Especial tendrá su efecto en 5 o más años.

Todo indica, ahora sí, que Silvano Ahuéroles Conejo, Gobernador de Michoacán,  iniciará el cumplimiento del eslogan de su campaña: “Un nuevo comienzo”, y que en la próximas semanas anunciará -rumoran en radio pasillo- cambios en su Gabinete que modifican rotundamente el espectro político de Michoacán. Se terminará la “intervención”  de la Legión Extranjera del Estado de México, y ya no habrá suspirantes de la sustitución estatal……..