Silvano pone en riesgo permanencia de empresas en Michoacán

Silvano pone en riesgo permanencia de empresas en Michoacán

Los empresarios hicieron un llamado a la congruencia del gobernador; la mayoría de empresas tiene categoría de “Industrias Limpias” que otorga Profepa

Morelia, Michoacán.- Al señalar que está en riesgo la permanencia de empresas industriales, de comercio, agroalimentario y servicios, empresarios michoacanos y que invierten en Michoacán, hicieron un llamado al gobernador a la congruencia y deje de “inhibir” la inversión.

Lo anterior, derivado de los impuestos ecológicos que aunque, reconocen fueron temporalmente suspendidos, se acordó una serie de mesas de trabajo y técnicas con el sector productivo de la entidad que denuncian, todavía no se instalan.

Fue el presidente de la Asociación de Industriales del Estado de Michoacán A.C (AIEMAC), Ricardo Bernal Vargas, quien a nombre de las empresas que no pertenecen al Consejo Coordinador Empresarial del Estado de Michoacán, alzaron la voz de manera enérgica para denunciar que los cobros por estos impuestos terminarán por cerrar muchas de las empresas michoacanas.

“Hacemos un llamado a la congruencia del gobierno del estado, quien está dando un mensaje erróneo inhibiendo a la inversión y poniendo en riesgo las que ya se encuentran en el estado. De dar continuidad a los impuestos ecológicos, nos quedarán únicamente dos escenarios posibles: el cierre de las pocas industrias manufactureras que han confiado en la entidad y el traslado de inversiones a otros estados o países”, advirtió.

Foto: Cortesía

Y en ese tenor, Bernal Vargas, fue enfático al señalar que la afectación primordial será para la fiereza de trabajo, es decir los miles de empleados que dependen del sector productivo en Michoacán y que aporta en gran cantidad a la economía estatal, lo que además, también traería problemas más agudos a la economía en el estado, que ya es complicada.

“La gravedad de la situación es tal, que a pesar del subsidio, en este momento hay empresas que ya se encuentran analizando la posibilidad de migrar a otros estados. Es claro que el gobierno no ha dimensionado la afectación que estos impuestos provocarían en la economía del estado, los redactores de la presente ley no tuvieron el cuidado de realizar un ejercicio para calcular su impacto, mismo que es mucho mayor que el que hubieran generado los impuestos cedulares y notariales, actualmente derogados”, continuó.

El empresario, también recordó que el sector productivo ya paga una serie de impuestos ambientales como: Cédula de Operación Anual (COA), Licencia Ambiental Única (LAU), Registro Generador de Residuos de Manejo Especial, Transporte de residuos, Estudios de Impacto y Daño Ambiental, entre otros.

Y criticó, que en la Ley de Hacienda no se tenga claridad de cuánto y cómo se van a invertir los recursos que se obtendrían por el cobro de dichos impuestos. El llamado principal es para que se deroguen los impuestos ecológicos y se apueste por la inversión y la permanencia de quienes ya se han instalado en el territorio michoacano.

Relacionadas: