Bedolla a favor de clases presenciales y contra paranoia

Bedolla a favor de clases presenciales y contra paranoia

El gobernador electo fue enfático en su postura a favor de las clases presenciales con protocolos establecidos

Morelia, Michoacán.- “A favor de que regresen a clases los niños, en contra de la paranoia. Es necesario”. Enfatizó el gobernador electo de Michoacán, Alfredo Ramírez Bedolla.

Lo anterior, durante la rueda de prensa que ofrece semanalmente y en la que hizo saber su postura a favor del regreso a clases presenciales lo antes posible, siempre y cuando la pandemia de Covid-19 lo permita.

Ello, tras pregunta expresa sobre el anuncio del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador para regresar a clases presenciales en agosto y la posibilidad de no hacerlo declarada por el gobernador michoacano, Silvano Aureoles Conejo.

Ramírez Bedolla, expuso que si bien va creciendo la ola de contagios “ya tenemos experiencia en ello, sabemos que sube y baja. Ojalá que todos se vacunen”.

Ingresa a: Asegura AMLO que no se detendrá regreso a clases presenciales

“Seguramente no volveremos en plena ola; y hemos visto que el número de contagios en esta tercera ola aunque es mayor que las otras dos, las defunciones son menos, quiere decir que las vacunas están funcionado”.

Alfredo Ramírez Bedolla, gobernador electo de Michoacán

El gobernador electo, dio a conocer que hablará con el magisterio michoacano para programar bien el regreso a clases presenciales, al insistir en que ya es necesario para los alumnos hacerlo, además de que es fundamental; ya que consideró que no hacerlo afecta a los niños y jóvenes en su salud mental.

Refirió que durante su visita a la secretaria de Educación, Delfina Gómez Álvarez, le comentó que la Secretaría de Educación Pública (SEP), ya prepara un protocolo de seguridad sanitaria ora el regreso a clases.

Detalló que en el mismo, se prevé un regreso a clases presenciales “escalonado”, con un aforo en cada salón de clases del 50 por ciento de chicos y el resto, tomará clases en línea, como hasta ahora, pero siguiendo la misma clase, para después, intercalarlos.

Es decir, el sistema que se implementaría sería uno híbrido, para evitar que haya aglomeraciones en las instituciones educativas, aunque a nivel federal no se ha dado a conocer ningún detalle concreto de cómo sería el regreso a clases presenciales.